Libertad Digital
Política y Sociedad
Descargate la APP
Escuchanos desde tu celular

1

23 OCT. 2017

Matan a un joven de 18 años en Barranqueras: hay dos policías detenidos

En un confuso episodio que comenzó con el robo de una moto, recibió un disparo en la cabeza. Fue identificado como Jesús Luis Martínez.

Quién lo dijo: Programa

Libertad

Libertad

Un joven de 18 años fue asesinado de un disparo en la cabeza ayer por la madrugada. Fue en Barranqueras y hay dos policías detenidos por el hecho.

Según un testimonio formal al que pudo acceder Libertad Digital, todo comenzó con el robo de una moto en calle Pirovano al 5058. Esto habría sido todavía el sábado por la noche.

Horas después, cerca de la 1.30 del domingo, un móvil policial habría detectado la moto robada, con tres jóvenes a bordo. Comenzó así una persecución de la que participaron varios móviles.

Según el testimonio, el móvil FR 19 habría sido el primero en alcanzar a los supuestos ladrones. Uno de ellos terminó herido en la cabeza, el joven identificado como Jesús Luis Martínez.

Esto se habría producido por calle Bolivia al 469, cerca de la diagonal de Barranqueras. El joven estaba tirado de espaldas con una herida de bala en la cabeza, sobre la ceja izquierda.

Según las versiones de los uniformados, el sujeto recibió el impacto mortal cuando “intentaba darse a la fuga con una motocicleta marca Corven”. La ambulancia llegó después de las 2.

Entre los testigos de la policía sostienen que “el joven muerto trató de quitarle el arma al efectivo”. “En el forcejeo se produjo un disparo”, declararon.

La noticia que el joven baleado había muerto llegó a las 2.10. Después de esto se hicieron presentes en el lugar ocho comisarios.

Después de las 3, también llegó el fiscal de turno, Roberto Villalba. Y después de las 4, el fiscal de Derechos Humanos, Daniel Turraca.

Ambos detenidos pertenecen a la Comisaría Primera de Barranqueras. Uno es un agente de apellido Sánchez, quien habría efectuado el disparo mortal. Y el otro es un sargento de apellido Duré. Quedaron alojados en la Comisaría de Puerto Vilelas.

La justicia secuestró las pistolas reglamentarias de ambos y una escopeta con la que Duré habría disparado a varias cuadras del lugar, en medio de la persecución.

En esta nota: #crimen #violencia

2